XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

bahía

Mirar lejos
es un riesgo
mas vuelvo
en el diluvio de una ola
me detengo
náufraga en la playa
para encontrarte
en la distancia.

El mar
perturbado
acalla
relieves en sombra.

Mi cuerpo
se disuelve en la arena.

4 comentarios:

Maria Carolina dijo...

Cuando siento tanto olor a mar me invaden las "saudades" (nostalgias), y me visita Sophia de Mello... tu letras y las de ella me hacen sentir plena.

"Día de mar en el viento, construido
Con sombras de caballos y de plumas.

Día de mar en mi cuarto -cubo-
Donde mis gestos sonámbulos se deslizan
Entre animal y flor como medusas.

Día de mar en el viento, día alto
Donde mis gestos son gaviotas que se pierden
Girando sobre las olas, sobre las nubes."

TE QUIERO!!

María dijo...

el mar... siempre el mar...qué lindo regalo este poema. gra.

azpeitia dijo...

El mar y la arena nos llaman hasta casi confundirnos en su belleza extrema como canto de sirenas...sigo diciendote lo mismo ...bellísimo...poeta...desde azpeitia

María dijo...

azpeitia: lo que escribiste tiene poesía... Gracias denuevo, maría